Rotundo éxito.

Esta carrera se realizó con la finalidad de recaudar fondos para dar continuidad al apadrinamiento de los menores con cáncer que vienes de diferentes puntos de la región para su tratamiento. Participaron más de 500 personas. Entre padres e hijos.

La fundación agradece el gran apoyo recibido durante este evento.